Category Archives: Geriatría

Contra la soledad en las personas – Grandes vecinos

¡¡Buenísima la iniciativa!!

Grandes vecinos sirve para recuperar las relaciones con los vecinos. Sobre todo está destinado a las personas mayores que están solas y pueden necesitar algo en algún momento.

Sólo tienes que entrar en:

grandesvecinos.org

Darle a Identificarte en la parte superior izquierda. Al introducir los datos y el barrio en el que vives, un “vecino dinamizador” te pone en contacto con otros vecinos, y ahí empieza la relación.

Grandes vecinos

Página de inicio de la web

Os dejo un vídeo en el que lo explican con detalle.

Enhorabuena a los encargados por tan buena iniciativa. Sin duda puede ayudar a muchas personas.

Os dejo el enlace de madrid.es en el que podéis consultar todos los programas que se ofrecen en torno a la soledad de los mayores.

¡Espero que os sirva!

Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles – Cultura Inquieta

No te pierdas éste artículo tan emotivo sobre nuestros mayores. Los abuelos nunca mueren, sólo se hacen invisibles. ¡Qué gran verdad!

Los abuelos nunca mueren

Artículo escrito por el pediatra Enrique Orschanski.

En los últimos 50 años, nuestro estilo de vida familiar cambió drásticamente como consecuencia de un nuevo sistema de producción. La inclusión de la mujer en el circuito laboral llevó a que ambos padres se ausenten del hogar por largos períodos creando como consecuencia el llamado “síndrome de la casa vacía”.
El nuevo paradigma implicó que muchos niños quedaran a cargo de personas ajenas al hogar o en instituciones. Esta tercerización de la crianza se extendió y naturalizó en muchos hogares.

Algunos afortunados todavía pueden contar con sus abuelos para cubrir muchas tareas: la protección, los traslados, la alimentación, el descanso y hasta las consultas médicas. Estos privilegiados chicos tienen padres de padres y lo celebran eligiendo todos los apelativos posibles: abu, abuela/o nona/o bobe, zeide, tata, yaya/o opi, oma, baba, abue, lala, babi, o por su nombre, cuando la coquetería lo exige.

Los abuelos no sólo cuidan, son el tronco de la familia extendida, la que aporta algo que los padres no siempre vislumbran: pertenencia e identidad; factores indispensables en los nuevos brotes

La mayoría de los abuelos siente adoración por sus nietos. Es fácil ver que las fotos de los hijos van siendo reemplazadas por las de éstos. Con esta señal, los padres descubren dos verdades: que no están solos en la tarea y que han entrado en su madurez.

El abuelazgo constituye una forma contundente de comprender el paso del tiempo, de aceptar la edad y la esperable vejez.
Lejos de apenarse, sienten al mismo tiempo otra certeza que supera a las anteriores: los nietos significan que es posible la inmortalidad. Porque al ampliar la familia, ellos prolongan los rasgos, los gestos: extienden la vida. La batalla contra la finitud no está perdida, se ilusionan.

Los abuelos miran diferente. Como suelen no ver bien, usan los ojos para otras cosas. Para opinar, por ejemplo o para recordar.
Como siempre están pensando en algo, se les humedece la mirada; a veces tienen miedo de no poder decir todo lo que quieren.
La mayoría tiene las manos suaves y las mueven con cuidado. Aprendieron que un abrazo enseña más que toda una biblioteca.
Los abuelos tienen el tiempo que se les perdió a los padres; de alguna manera pudieron recuperarlo. Leen libros sin apuro o cuentan historias de cuando ellos eran chicos. Con cada palabra, las raíces se hacen más profundas; la identidad, más probable.

Los abuelos construyen infancias, en silencio y cada día. Son incomparables cómplices de secretos. Malcrían profesionalmente porque no tienen que dar cuenta a nadie de sus actos. Consideran, con autoridad, que la memoria es la capacidad de olvidar algunas cosas. Por eso no recuerdan que las mismas gracias de sus nietos las hicieron sus hijos. Pero entonces, no las veían, de tan preocupados que estaban por educarlos. Algunos todavía saben jugar a cosas que no se enchufan.
Son personas expertas en disolver angustias cuando, por una discusión de los padres, el niño siente que el mundo se derrumba. La comida que ellos sirven es la más rica; incluso la comprada. Los abuelos huelen siempre a abuelo. No es por el perfume que usan, ellos son así. ¿O no recordamos su aroma para siempre?

Los chicos que tienen abuelos están mucho más cerca de la felicidad. Los que los tienen lejos, deberían procurarse uno, siempre hay buena gente disponible.
Finalmente, para que sepan los descreídos:

Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles.

Origen: Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles – Cultura Inquieta

Ejercicio en personas mayores: Siempre es un buen momento para empezar

Hoy he leído un artículo que me ha gustado mucho. Espero que os sirva.

Os dejo el enlace a la noticia original y abajo os copio la noticia.

Enlace a la noticia en Vitónica

Ahí va el artículo:

 

Trabajo con personas mayores, y son personas mayores con muchas limitaciones por enfermedades que afectan a su condición física y su autonomía. Por eso me gusta mucho la prevención, y difundir información acerca de que nunca es tarde para hacer ejercicio, ni siquiera en la tercera (o cuarta) edad.

En Vitónica siempre recopilamos información positiva sobre los beneficios del ejercicio en personas mayores, tratando de concienciar sobre lo positivo de hacer ejercicio, incluso en personas que han sido sedentarias o han tenido malos hábitos durante toda su vida.

Nunca es tarde para cuidarse

El ejercicio físico puede aumentar las probabilidades de sobrevivir a una caída. Dando a la persona agilidad para ser capaz de incorporarse, y también reduciendo la gravedad de las lesiones (la típica fractura de cadera o húmero puede quedar en una simple contusión en una persona mayor en buena forma).

Hay personas mayores que salen poco (o nada) a la calle en los meses de frío. La llegada del buen tiempo puede ser un buen estímulo que anime a realizar actividad física al aire libre.

Pero está más que demostrado que el ejercicio físico es la mejor “medicina” para conseguir agilidad, fuerza, y también, reducir dolores y molestias crónicas (recordemos: “crónico” significa de larga duración, no que sea “para siempre).

Por ello hay una gran labor por hacer concienciando a las personas mayores (y a nosotros mismos, para cuando lo seamos) de la importancia de la actividad física cotidiana como medida para mejorar la calidad de vida.

Ejemplos de superación

Me encanta recuperar ejemplos que hemos puesto en Vitónica sobre personas mayores muy activas físicamente. Corredores, gimnastas, levantadores de peso…

Algunos han sido deportistas toda su vida y lo han seguido siendo al llegar a ancianos, lo cual repercute positivamente en evitar la pérdida de musculatura y mantener también fuerza, agilidad, coordinación y equilibrio.

Sin embargo, lo curioso es que otras personas han comenzado a hacer ejercicio ya de adultos, o incluso de ancianos. Después de una vida sedentaria, han descubierto lo que el ejercicio podía hacer por mejorar su calidad de vida, incluso siendo personas mayores supuestamente frágiles.

Hacerse mayor no tiene que significar hacerse dependiente, y tenemos muchos ejemplos de superación y de lucha por romper barreras. Mitos sobre la edad avanzada y que el ejercicio “no es para ellos” deben ser eliminados, tanto en la mente de los jóvenes como en la de los propios adultos y personas mayores.

Y vosotros ¿seréis mayores activos? Apuesto a que sí.

Las actividades de la vida diaria

Las actividades de la vida diaria son todas aquellas actividades que una persona lleva a cabo diariamente desde que se levanta hasta que se acuesta, incluyendo la de levantarse y la de acostarse. Son tareas cotidianas como:

– El cuidado personal (alimentarse, vestirse, bañarse, mantener la higiene al defecar, orinar, etc.), que abarcan las AVD básicas. Podemos decir que estas actividades son esenciales para la vida, responden a instintos más básicos, requieren un nivel de organización menor y son más sencillas.

– El cuidado del hogar (cocinar, organizar la casa, comprar, lavar, etc.) y otras tareas (controlar la medicación, manejar el dinero, salir a excursiones, trabajar, etc.), denominadas AVD instrumentales. Podemos distinguir las AVD instrumentales porque requieren un grado de organización mayor y porque varían según el entorno en el que nos movamos. Así, por ejemplo, no se manejan igual los transportes públicos en una ciudad que en un medio rural e, incluso, el manejo del dinero es distinto en ambos entornos. Podemos decir, entonces, que estas actividades son necesarias para la vida en comunidad.

Realizar el mayor número de actividades posible es muy importante, pues llevando a cabo tareas tan sencillas como limpiar el polvo o comer, al mismo tiempo estamos reforzando, manteniendo o estimulando otros aspectos muy importantes sin darnos cuenta:

– Trabajamos las capacidades sensoriales, perceptivas cognitivas y motrices.

– Estimulamos las actividades productivas, con las que conseguimos resultados objetivables.

– Nos enfrentamos a las propias actividades que realizamos.

– Fomentamos las actividades domésticas.

– Conectamos con el entorno.

– Potenciamos las relaciones con los demás y con uno mismo.

– Trabajamos los reflejos.

– Coordinamos los movimientos amplios y precisos.

– Ejercitamos la percepción sensorial a través de los sentidos.

– Estamos orientados en tiempo, espacio y persona.

– Fomentamos la memoria, atención, concentración, juicio, organización y resolución de problemas.

Con todo lo anterior se mantiene el nivel de independencia general para llevar a cabo las actividades de la vida diaria.

Cuantas más actividades realicemos, más seguiremos siendo nosotros mismos.

Todo ello, lo trabajamos en cada sesión de terapia ocupacional, con una terapia individualizada y adaptada totalmente a la persona. Seremos más independientes , cuantas más actividades logremos realizar nosotros mismos. Ésta es la mejor manera de combatir el envejecimiento patológico, como casos de Alzheimer, Parkinson u otras enfermedades propias de edad avanzada.

Frase célebre de personas mayores

image

Nuevo vídeo de vidas llenas de vida

Hoy he recibido una actualización del canal de You Tube de “Vidas llenas de vida”.

Un vídeo recopilatorio de 11 vidas de personas mayores llenas de vida. Merece la pena verlo, !anima a cualquiera!

A %d blogueros les gusta esto: