Tag Archives: terapeuta ocupacional a domicilio

Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles – Cultura Inquieta

No te pierdas éste artículo tan emotivo sobre nuestros mayores. Los abuelos nunca mueren, sólo se hacen invisibles. ¡Qué gran verdad!

Los abuelos nunca mueren

Artículo escrito por el pediatra Enrique Orschanski.

En los últimos 50 años, nuestro estilo de vida familiar cambió drásticamente como consecuencia de un nuevo sistema de producción. La inclusión de la mujer en el circuito laboral llevó a que ambos padres se ausenten del hogar por largos períodos creando como consecuencia el llamado “síndrome de la casa vacía”.
El nuevo paradigma implicó que muchos niños quedaran a cargo de personas ajenas al hogar o en instituciones. Esta tercerización de la crianza se extendió y naturalizó en muchos hogares.

Algunos afortunados todavía pueden contar con sus abuelos para cubrir muchas tareas: la protección, los traslados, la alimentación, el descanso y hasta las consultas médicas. Estos privilegiados chicos tienen padres de padres y lo celebran eligiendo todos los apelativos posibles: abu, abuela/o nona/o bobe, zeide, tata, yaya/o opi, oma, baba, abue, lala, babi, o por su nombre, cuando la coquetería lo exige.

Los abuelos no sólo cuidan, son el tronco de la familia extendida, la que aporta algo que los padres no siempre vislumbran: pertenencia e identidad; factores indispensables en los nuevos brotes

La mayoría de los abuelos siente adoración por sus nietos. Es fácil ver que las fotos de los hijos van siendo reemplazadas por las de éstos. Con esta señal, los padres descubren dos verdades: que no están solos en la tarea y que han entrado en su madurez.

El abuelazgo constituye una forma contundente de comprender el paso del tiempo, de aceptar la edad y la esperable vejez.
Lejos de apenarse, sienten al mismo tiempo otra certeza que supera a las anteriores: los nietos significan que es posible la inmortalidad. Porque al ampliar la familia, ellos prolongan los rasgos, los gestos: extienden la vida. La batalla contra la finitud no está perdida, se ilusionan.

Los abuelos miran diferente. Como suelen no ver bien, usan los ojos para otras cosas. Para opinar, por ejemplo o para recordar.
Como siempre están pensando en algo, se les humedece la mirada; a veces tienen miedo de no poder decir todo lo que quieren.
La mayoría tiene las manos suaves y las mueven con cuidado. Aprendieron que un abrazo enseña más que toda una biblioteca.
Los abuelos tienen el tiempo que se les perdió a los padres; de alguna manera pudieron recuperarlo. Leen libros sin apuro o cuentan historias de cuando ellos eran chicos. Con cada palabra, las raíces se hacen más profundas; la identidad, más probable.

Los abuelos construyen infancias, en silencio y cada día. Son incomparables cómplices de secretos. Malcrían profesionalmente porque no tienen que dar cuenta a nadie de sus actos. Consideran, con autoridad, que la memoria es la capacidad de olvidar algunas cosas. Por eso no recuerdan que las mismas gracias de sus nietos las hicieron sus hijos. Pero entonces, no las veían, de tan preocupados que estaban por educarlos. Algunos todavía saben jugar a cosas que no se enchufan.
Son personas expertas en disolver angustias cuando, por una discusión de los padres, el niño siente que el mundo se derrumba. La comida que ellos sirven es la más rica; incluso la comprada. Los abuelos huelen siempre a abuelo. No es por el perfume que usan, ellos son así. ¿O no recordamos su aroma para siempre?

Los chicos que tienen abuelos están mucho más cerca de la felicidad. Los que los tienen lejos, deberían procurarse uno, siempre hay buena gente disponible.
Finalmente, para que sepan los descreídos:

Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles.

Origen: Los abuelos nunca mueren, solo se hacen invisibles – Cultura Inquieta

Ejercicio en personas mayores: Siempre es un buen momento para empezar

Hoy he leído un artículo que me ha gustado mucho. Espero que os sirva.

Os dejo el enlace a la noticia original y abajo os copio la noticia.

Enlace a la noticia en Vitónica

Ahí va el artículo:

 

Trabajo con personas mayores, y son personas mayores con muchas limitaciones por enfermedades que afectan a su condición física y su autonomía. Por eso me gusta mucho la prevención, y difundir información acerca de que nunca es tarde para hacer ejercicio, ni siquiera en la tercera (o cuarta) edad.

En Vitónica siempre recopilamos información positiva sobre los beneficios del ejercicio en personas mayores, tratando de concienciar sobre lo positivo de hacer ejercicio, incluso en personas que han sido sedentarias o han tenido malos hábitos durante toda su vida.

Nunca es tarde para cuidarse

El ejercicio físico puede aumentar las probabilidades de sobrevivir a una caída. Dando a la persona agilidad para ser capaz de incorporarse, y también reduciendo la gravedad de las lesiones (la típica fractura de cadera o húmero puede quedar en una simple contusión en una persona mayor en buena forma).

Hay personas mayores que salen poco (o nada) a la calle en los meses de frío. La llegada del buen tiempo puede ser un buen estímulo que anime a realizar actividad física al aire libre.

Pero está más que demostrado que el ejercicio físico es la mejor “medicina” para conseguir agilidad, fuerza, y también, reducir dolores y molestias crónicas (recordemos: “crónico” significa de larga duración, no que sea “para siempre).

Por ello hay una gran labor por hacer concienciando a las personas mayores (y a nosotros mismos, para cuando lo seamos) de la importancia de la actividad física cotidiana como medida para mejorar la calidad de vida.

Ejemplos de superación

Me encanta recuperar ejemplos que hemos puesto en Vitónica sobre personas mayores muy activas físicamente. Corredores, gimnastas, levantadores de peso…

Algunos han sido deportistas toda su vida y lo han seguido siendo al llegar a ancianos, lo cual repercute positivamente en evitar la pérdida de musculatura y mantener también fuerza, agilidad, coordinación y equilibrio.

Sin embargo, lo curioso es que otras personas han comenzado a hacer ejercicio ya de adultos, o incluso de ancianos. Después de una vida sedentaria, han descubierto lo que el ejercicio podía hacer por mejorar su calidad de vida, incluso siendo personas mayores supuestamente frágiles.

Hacerse mayor no tiene que significar hacerse dependiente, y tenemos muchos ejemplos de superación y de lucha por romper barreras. Mitos sobre la edad avanzada y que el ejercicio “no es para ellos” deben ser eliminados, tanto en la mente de los jóvenes como en la de los propios adultos y personas mayores.

Y vosotros ¿seréis mayores activos? Apuesto a que sí.

Ascensores accesibles

Hoy ya es el último día de la serie 30 DÍAS CON ADAPTACIONES DEL HOGAR. Y quiero terminar con la adaptación por excelencia: EL ASCENSOR. Ese aparato deseado por todos cuando tenemos que subir escaleras con la compra o con el carrito del niño.

Os comento algunas observaciones para que la cabina del ascensor sea lo más accesible para todos posible.

– Lo ideal es que el ascensor se localice al mismo nivel que el portal que da a la calle, para evitar escalones en el hall de entrada. Aunque todos sabemos que ésto no se da en la mayoría de las casas. Solemos encontrar algún escalón, en el que además tendríamos que instalar rampa o salva escaleras.

– Las puertas del ascensor deben ser de apertura automática, para un fácil acceso con silla de ruedas. Con un ancho mínimo de 80cm.

– Los botones, deben estar a una altura máxima de 120cm. para que una persona en silla de ruedas pueda llegar perfectamente. Y que se distingan en color y relieve con el fondo. También tendrían que tener la traducción de los botones escrito en Braille.

– La cabina debe estar bien iluminada, con pavimento antideslizante y barandillas laterales para poder sujetarse.

 

Os dejo una imagen de: T3Más ascensores, que quizá os ayude para visualizar distancias.

 

Ascensor

 

Nada más. Espero que os haya ayudado un poco con la serie de adaptaciones del hogar.

Podéis pedirme ayuda cuando queráis llamándome por teléfono o escribiéndome un email.

Volveré con más series. Si tenéis alguna petición en especial, podéis escribirme.

Muchas gracias por leerme

 

 

Si te ha gustado, compártelo con tus amigos en las redes sociales y dale a me gusta. ¡¡GRACIAS!!

Terapia a domicilio Madrid

Artículo realizado por:
Irene Díaz González
Terapeuta Ocupacional

¿Echas de menos alguna información más? Pregúntame en comentarios y te responderé enseguida.

¿Quieres hacer alguna aportación? Compártelo, así nos ayudarás a todos.

¿Lo has usado alguna vez? Cuéntanos tu experiencia

Los elevadores

Otra manera de adaptar un tramo de escaleras a usuarios en silla de ruedas, es instalando un elevador.

La diferencia con la plataforma y la silla salvaescaleras, es que el elevador sube y baja de manera vertical, en un espacio independiente al de las escaleras.

Normalmente se instalan en un lateral.

 

vectio2

 

En éste apartado, me he encontrado en la misma página de Válidad sin Barreras, estos dos elevadores más inusuales, pero sin duda muy útiles. Me han sorprendido tanto que no he podido evitar la tentación de mostraroslo:

1- Plataforma oculta en el suelo, que al elevarla sobre sale para llegar a la altura deseada:

plataforma elevadora oculta 1

plataforma elevadora oculta

 

2- Y unas escaleras que se transforman en plataforma:

escaleras elevadoras

elevador2

 

Si te ha gustado, compártelo con tus amigos en las redes sociales y dale a me gusta. ¡¡GRACIAS!!

Terapia a domicilio Madrid

Artículo realizado por:
Irene Díaz González
Terapeuta Ocupacional

¿Echas de menos alguna información más? Pregúntame en comentarios y te responderé enseguida.

¿Quieres hacer alguna aportación? Compártelo, así nos ayudarás a todos.

¿Lo has usado alguna vez? Cuéntanos tu experiencia

Las sillas salvaescaleras

Hoy, antepenúltimo artículo de mi serie 30 DÍAS CON ADAPTACIONES DEL HOGAR, os cuento un poco sobre las sillas salvaescaleras.

El funcionamiento es similar al de las plataformas que os presentaba ayer, por lo que os cuento las semajanzas y diferencias:

– En este caso, las sillas salvaescaleras están pensadas para personas con dificultades para subir escaleras pero que no se encuentran en silla de ruedas. De manera que la persona pueda acercarse y sentarse cómodamente en la silla salvaescaleras.

– Es importante que en la silla salvaescaleras se siente una persona que tenga buen control de tronco, ya que en este sentido es menos segura.

– Otra diferencia con la plataforma, es que la silla salvaescaleras requiere menor espacio de ancho de escalera para su uso. Por lo que es ideal para interiores, o escaleras comunitarias en las que no es posible instalar ascensor.

– También se pueden plegar, como las plataformas, para dejar la escalera libre de paso.

– Al igual que las plataformas, se puede instalar tanto en recto como en curva.

 

 

Imagen de Válida sin Barreras

 

Si te ha gustado, compártelo con tus amigos en las redes sociales y dale a me gusta. ¡¡GRACIAS!!

Terapia a domicilio Madrid

Artículo realizado por:
Irene Díaz González
Terapeuta Ocupacional

¿Echas de menos alguna información más? Pregúntame en comentarios y te responderé enseguida.

¿Quieres hacer alguna aportación? Compártelo, así nos ayudarás a todos.

¿Lo has usado alguna vez? Cuéntanos tu experiencia

Las barandillas más adecuadas para todos

El último día os hablé sobre las escaleras, cómo deben ser para prevenir mayor número de caídas. Pues bien, hoy sigo la serie, 30 DÍAS CON ADAPTACIONES DEL HOGAR, hablandos sobre las barandillas más adecuadas para todos. Como siempre, unos consejillos:

– Las barandillas siempre estarán presentes cuando haya más de un escalón.

– El material no debe ser resbaladizo, para un mejor agarre.

– ¿La forma? mejor que sea anatómica, es decir, que la mano pueda abarcarlo y rodearlo bien para mayor seguridad.

– Lo ideal es que tenga dos barras a dos alturas, para que sea utilizable tanto para niños o personas de baja estatura, como para los de más altura.

– La altura en centímetros desde el suelo rondará en torno a los  70cm la barra de abajo y 90 la de arriba, como se indica en la imagen de discapnet.com

barandillas para todos

– La barandilla es preferible que continúe unos 45cm más de distancia desde el último escalón (o el primero, según se mire), para asegurar la estabilidad sobre todo en la bajada. Y también para anunciar el comienzo de la escalera.

 

Como nota curiosa, El Metro de Madrid utilizó las barandillas de las escaleras para indicar a las personas ciegas qué dirección estaban tomando. Colocaban pegatinas escritas en Braille, que decían si esa escalera le conducía a la salida o al andén 1 de la línea 6, por ejemplo. Hace algunos años que me lo comentaron (cuando realicé el Master en accesibilidad y diseño para todos); no sé si sigue en marcha, pero me pareció una gran idea que ahora comparto con vosotros.

Hasta aquí el artículo de hoy. Ya sabes…

Si te ha gustado, compártelo con tus amigos en las redes sociales y dale a me gusta. ¡¡GRACIAS!!

Terapia a domicilio Madrid

Artículo realizado por:
Irene Díaz González
Terapeuta Ocupacional

¿Echas de menos alguna información más? Pregúntame en comentarios y te responderé enseguida.

¿Quieres hacer alguna aportación? Compártelo, así nos ayudarás a todos.

Cuéntanos tu experiencia

 

A %d blogueros les gusta esto: